A esquiar en Navidad

Llevo varios años sin ir a esquiar, la última vez que fui fue en Grenoble con mi prima que estaba allí de Erasmus y fuimos un día, eso hará casi 4 años y realmente ahora lo pienso y no se las razones porque no he vuelto a ir.

La verdad que las pistas de esquí de Grenoble son una pasada y no las puedo comparar con las que estoy acostumbrada de Teruel, pero mejor ir a Teruel que no esquiar. Por esa razón este año me he propuesto ir a esquiar en Navidad para quitarme el gusanillo que tengo desde hace ya varios años.

Grenoble

Muchas personas en las fiestas de Navidad se van a esquiar, es un deporte que gusta y que tienes unos meses al año para poder disfrutarlo y este año además ha llegado un poco tarde pero esperemos que esta marzo se pueda ir y disfrutar de la nieve y además de la naturaleza, del ruido del viento en tu cuerpo.

Bajar una pista con tranquilidad viendo el paisaje todo nevado no tiene precio es lo que realmente más añoro de los días de esquí, ver los árboles, las montañas cubiertas de nieve y el poder pasar cerca de ellos totalmente equipada.

Es una sensación que si nunca has esquiado no entenderás, pero para los esquiadores entienden el silencio de la montaña y únicamente el viento te habla.
Así que espero poder ir con alguna hermana, amiga o familiar a esquiar aunque sea un día. también hay que decirlo es lo caro que es, pero como digo yo, todo cuesta y cuesta más lo que más te gusta.

Por otra parte si no te gusta ni el esquí no el snowboard, puedes aprovechar para hacer caminatas con las raquetas por la nieve, hacer muñecos de nieve o incluso guerra de bolas de nieve con los más pequeños.

Disfrutar de las navidades y nos vemos a la vuelta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *