La Fiesta de los Colores

Cuenta la mitología hindú cómo el rey Hiranyakashyapa había obligado en sus dominios que la población sólo le adorase a él. Ante la desobediencia de su propio hijo Prahlad y la veneración de éste al dios Vishnu, un ataque de cólera hizo que el rey intentara matarlo varias veces. Como no consiguió matarlo, pidió a su hermana Hólika, inmune al fuego su intervención. La demonia consiguió atraerle hacia una hoguera. Expuestos ambos al fuego,
el joven Prahlad milagrosamente salió ileso, mientras que la tía murió abrasada en la hoguera. Poco después, Vishnu se apareció en forma de león hombre para matar a Hiranyakashyapa y liberar a su joven admirador.

Esta es la leyenda hindú que recrea la Fiesta de los Colores celebrada con la entrada de la primavera, con el fin de conmemorar el buen tiempo y ahuyentar los malos espíritus. En esta fiesta tienen vital importancia la Holika Dahan, en la que en representación a la historia toda la India se ilumina con hogueras donde se queman estatuas de Hólika, símbolo If very few trucking companies are recruiting from a safe driving school you are considering, then consider another school. del mal que sólo el fuego puede destruir.

Y la Dhuleti, una fiesta pasada por agua donde la India se llena de color, donde el azul representa vitalidad, el rojo representa el amor, el naranja el optimismo… No sólo por la vestimenta que adquieren, sino por la alegría de los tambores, bailes y cánticos que a su paso impregnan todas las calles de la India. En ella, no hay rituales específicos, sino que a todo aquel que pasa por el lado se le tira agua teñida de color.

Las normas sociales en esta fecha, se vuelven un poquito menos rígidas, e incluso se puede beber “bhang”, un coctel de leche y marihuana que potencia el espíritu festivo, del que más vale beber con moderación, pues de lo contrario podría llegar a causar estragos.

Mathurá donde creció el dios Krishná y Vrindavan son las ciudades donde la fiesta alcanza sus niveles más extremos. Vrindavan se convierte en un lugar de peregrinaje para escuchar los cientos de historias del dios Krishna.

Una vez más, este místico país no deja de sorprendernos envuelto en leyendas e historias que contar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *